Camión1

Nuevo camión de Aguas del Altiplano ahora hará «El trabajo Sucio»

Sin embargo, el apoyo de la comunidad en el buen uso del alcantarillado sigue y seguirá siendo fundamental, puesto que más del 80 por ciento de las obstrucciones y reboses se genera por todo tipo de basuras arrojadas a la red.

Con la adquisición de 2 unidades de nuevas, más el repotenciamiento de una tercera, Aguas del Altiplano reforzará la actual flota de camiones de acción combinada del tipo Vactor, y que son clave en las labores de mantenimiento preventivo y correctivo de la red de alcantarillado.

Gracias a sus dos características principales (de ahí el nombre de acción combinada), estos camiones pueden succionar las aguas servidas generadas por los reboses de alcantarillado y a la vez, realizar la desobstrucción de las tuberías, mediante un sistema hidráulico de agua a alta presión; sumándose así al accionar de las cuadrillas de aguas servidas en terreno y el trabajo realizado por los camiones JET.

Según destacó Nicolás González Cerezo, Jefe de la Unidad de Gestión Autónoma de Aguas del Altiplano, atendiendo una mayor demanda, generada por el crecimiento de las ciudades y de las redes de alcantarillado, y para brindar el mejor servicio a los clientes, la compañía está implementando este proyecto de reforzamiento de la flota de camiones.

“Ya recibimos dos camiones nuevos, uno para Arica y otro para Tarapacá, contemplado en este programa de reforzamiento, a lo que se sumará el cambio de chasis nuevo de la unidad que actualmente está en servicio en la comuna de Alto Hospicio, donde se cambiará el camión completo, desde el motor hasta las ruedas, conservando el sistema de succión, tolva y bombas Rodder que están en buenas condiciones”, precisó Nicolás González.

Agregó que adicionalmente, este plan de modernización y reforzamiento de la flota considera además la adquisición de otras dos unidades nuevas, actualmente en proceso de licitación, por lo cual dichos camiones deberían llegar al país el próximo año.

“En general, este tipo de licitaciones es un proceso lento, por cuanto las unidades deben cumplir con una serie de especificaciones técnicas, acordes con las necesidades de la empresa y las características de la red de alcantarillado local, es decir son unidades que se piden ‘a medida’ y, por lo tanto, la compra y el armado de las unidades es un proceso que lleva su tiempo”, indicó el Jefe de la Unidad de Gestión Autónoma.

Asimismo, Nicolás González destacó que, si bien existe un esfuerzo importante por parte de Aguas del Altiplano en reforzar e incrementar sus capacidades para el mantenimiento de las redes de alcantarillo, sigue siendo fundamental el apoyo de la comunidad, haciendo un buen uso de la red.  “Nuestras campañas y los mensajes del buen uso del alcantarillado son permanentes. Lamentablemente gran parte de las obstrucciones y reboses de la red, más de 80 por ciento de los eventos, se generan por el mal uso, es decir trapos, plásticos, toallas húmedas y todo tipo de basura provoca estas emergencias que pueden afectar incluso a los propios vecinos”, destacó Nicolás Gonzales.

Print Friendly, PDF & Email